Solo por primera vez frente a mi primer BIM

Solo frente a mi primer BIM

¡¡Estoy solo con mi primer BIM!! ¿Qué hago ahora?

Si estas en pensando en pasarte a la metodología BIM o ya estás trabajando con tu primer BIM, seguro que te han surgido muchas dudas y muchos problemas. No te preocupes, eso es normal, y por eso te voy a dar unas pautas iniciales para que este inicio se te haga menos duro y puedas tener unas claves para que la implantación sea un éxito.

Estas son algunas de las preguntas y comentarios que me hacen muchos alumnos cuando quieren empezar a trabajar con la metodología BIM. 

¿Cómo tengo que empezar a dibujar?

¿Dibujo en Autocad y luego lo paso a Revit?

Pero si estoy yo en Autocad lo hago mucho más rápido

Esto del BIM es para proyectos grandes,  y yo tengo un estudio pequeño.

Y así tengo un listado enorme de dudas, cuestiones y problemas. Lo primero de todo, debes saber que pasar de una zona de confort a una zona desconocida es un gran paso y necesitas estar motivado y/o tener mucha fuerza de voluntad. Seguro que ya has oído hablar de las bondades de BIM, pero si todavía no estás del todo convencido, es normal, porque la mayoría de las personas tenemos la tendencia de continuar como estamos (sobre todo si no nos va mal) y nos resistimos al cambio. Es por eso, que muchas de las pegas y dudas que se plantean son por esa resistencia al cambio, que nos hace seguir pensando en CAD en un entorno BIM. Y es es el mayor de los problemas.

Empecemos con las recomendaciones que te doy. Tal vez no te sirvan todas, pero espero que te ayuden a dar el primer paso con tu primer BIM. 

 

 

1_ Formación básica

Aprende a usar alguna herramienta como Revit

Mi primera recomendación es que te formes. En la formación vas a encontrar la clave del éxito. Porque con una buena formación podrás afrontar todas tus dificultades de una forma más eficiente y organizada.

Debes aprender cuál es la base de la metodología BIM y elegir un programa que se adapte a tus necesidades. Me voy a centrar en el caso de los arquitectos o agentes relaciones con el diseño edificatorio. Se te plantearán varios programas a elegir, entre ellos los siguientes:

Revit

allplan

archicad

Este es uno de los grandes dilemas. Podemos dejar esta comparación para otro post, porque hay usuarios para todos los gustos. En mi caso me decanté por Revit, por lo que casi todos los ejemplos que usaré serán de ese programa, pero la mejor manera de elegir un programa es probando cada uno de ello o dejarte asesorar por una persona de confianza.

El nivel en el que te formes es importante, pero hoy en día, dependiendo de el ritmo de vida que lleves o las responsabilidades que tengas, tal vez no puedas dedicarte a formarte a tiempo completo. Si ese es tu caso, te recomiendo que por lo menos tengas una formación básica en la metodología y en el programa elegido. Dependiendo de esta formación la implantación de la metodología será más o menos rápida, la podrás hacer de golpe o tendrás que realizar un plan de implantación escalable.

2_ Piensa en BIM

Olvídate del CAD

 

Empezar a trabajar con cualquier software que utilice el sistema BIM es complicado, pero no sólo porque debes aprender a utilizar ese nuevo programa (ya sea Revit, Archicad, Allplan, o cualquier otro), sino porque debes de cambiar tu forma de organizar tu proceso productivo. 

Antes de empezar a trabajar en tu primer BIM, siéntate y piensa. Pero ahora no debes pensar en detalles tan directos como en CAD, sino en cosas más generales de tu proyecto. Debes separarte de la acción inmediata del dibujo y ver el proyecto de forma global. Recuerda que a partir de ahora vas a estar crean una maqueta virtual de tu edificio, por lo que cada paso que des sin pensar será mucho más complicado de solucionar. 

Así que siéntate y piensa en:

  • ¿En qué fase del proyecto estoy?
  • ¿Hasta qué nivel de detalle tengo que llegar en esta fase?
  • ¿Cómo se va a construir?
  • ¿Cómo me conviene dividir los elementos? Fases, presupuesto,…

 

 

3_ BEP

BIM Execution Plan

BEP, cuyas siglas significan BIM Execution Plan, o lo que es lo mismo PEB, Plan de Ejecución BIM, no es más que un documento donde cada estudio o grupo de trabajo establece las directrices de cómo se debe trabajar.

En principio es un documento para toda la fase del proceso BIM, es decir, para todos los integrantes y agentes, desde el diseño hasta la el final de obra. Por lo que se convierte en un documento muy importante en los proyectos donde todos trabajamos bajo la metodología BIM.

Esto puede parecer un trabajo muy complicado y tal vez lo sea, pero si todavía no te ves con la capacidad de dar un paso tan grande, porque acabas de entrar en el mundo BIM, no te preocupes. Lo que se quiere conseguir con este documento es una coherencia en todo el proyecto, por parte de todos los agentes. Así que lo puedes empezar a hacer, a otra escala, es penar cómo quieres que se hagan y se representen los elementos en tu primer proyecto. 

Por ejemplo, puedes empezar definiendo las fases por las que va a pasar tu proyecto y en cada fase qué se debe de hacer y hasta que detalle y quién lo debe de realizar. Es decir, hacerte un plan de trabajo sencillo, pero que te sirva para empezar a trabajar con esta nueva metodología con orden y que cada integrante del grupo sepa exactamente qué tiene que que hacer, cómo, y cuándo.

Para eso es imprescindible tener a una persona que encargue de organizarlo y velar por que todo se haga según lo establecido. Esta persona puedes ser tu misma, o si ves que se te hace complicado puedes recurrir a ayuda externa, que te guiará en ese camino. 

Llevo ayudando a estudios y a profesionales a dar este paso, a que aprendan a manejarse con este nuevo programa. Así que si necesitas ayuda puedes contactar con nosotros y te guiaremos por este camino, para que todo sea mucho más claro y lo haremos al nivel que lo necesites.

4_ Practica

Dibuja, falla, pregunta

El último consejo es que practiques, practiques y practiques. Puede que el primer BIM se te complique, te se surjan muchas dudas y no sepas hacer alguna cosa. Pero ahí es donde debes persistir, aprender de tus errores y sobre todo consultar todas las dudas que surjan. 

Trabaja con herramientas auxiliares como planos de referencia (en Revit), utiliza las herramientas con criterio constructivo y personaliza todo aquello que necesites.

No te sientas solo nunca en este proceso, porque como te veas solo es muy probable que termines dejándolo. Así que te animo a que si alguna vez estás bloqueando o no sabes por dónde seguir, te pongas en contacto con nosotros. Te ayudaremos con tus problemas y te daremos herramientas para que puedas solucionar problemas futuros. 

Mucho ánimo y felicidades si has elegido dar el paso a BIM

 

 

 

 

Deja un comentario